Juho Kuosmanen: “El cine sería mucho más interesante si no se pensara tanto en el éxito”

‘EL DÍA MÁS FELIZ EN LA VIDA DE OLLI MÄKI’ / Juho Kuosmanen se inspira en la vida real del boxeador Olli Mäki para hablar de honestidad con uno mismo y para denunciar el espejismo del éxito. www.cinesrenoir.com

 

Juho Kuosmanen debuta con una maravillosa película sobre el espejismo del éxito y la honestidad del individuo consigo mismo. Inspirada en la historia real de Olli Mäki, un boxeador finlandés, ganó el Premio a la Mejor Película en la Sección Un Certain Regard de Cannes y el Premio FIPRESCI de la Crítica en los Premios del Cine Europeo. Jarkko Lahti y Oona Airola son los protagonistas.

Rodada en blanco y negro y en 16mm., El día más feliz en la vida de Olli Mäki está ambientada en 1962. El protagonista, un panadero comunista de un pequeño pueblo, tiene la oportunidad de hacerse con el título de campeón del mundo de boxeo en la categoría de peso pluma. A su alrededor se organiza todo un operativo para conseguir su éxito, con campañas de publicidad, un documental sobre el proceso, reuniones y fiestas con los patrocinadores… Finlandia espera ansiosa la victoria. Olli Mäki solo tiene que trabajar duro, perder peso y concentrarse. En esos días cruciales, ocurre algo esencial en su vida, se enamora de Raija.

LA GRAN ILUSIÓN.- Algún espectador pensará que esta una película sobre el boxeo, pero usted solo dedica la mirada a una parte de este, y no son los combates.

JUHO KUOSMANEN.- No es una película sobre boxeo, tampoco es una película sobre el amor, y al mismo tiempo es una película sobre ambas cosas. Del boxeo lo que más me interesaba era el trasfondo, los que no se enseña.

LGI.- ¿Podría decirse que es una historia sobre la decepción y cómo afrontarla?

JK.- Claro. Y sobre la forma que adquieren las expectativas. Toda Finlandia estaba esperando que Olli Mäki fuese algo que él sabía que no podía ser, pero él decide seguir fiel a lo que es realmente. Hay un momento importante que es cuando él sube al ring y sabe que después del combate lo que piensan de él va a cambiar.

“No es una película sobre boxeo, tampoco es una película sobre el amor, y al mismo tiempo es una película sobre ambas cosas”

LGI.- La película es una denuncia del espejismo que vive el mundo entero con la fama, ¿cree que, en un mundo hechizado por lo que usted señala, se va a entender la historia?

JK.- Creo que se ha entendido bastante bien en Finlandia y en otros países, que se capta. Aunque también hay personas que no entienden la idea de la película. En EE.UU. dicen que es una película antiamericana, aunque es el boxeador de EE.UU. el que gana. En Rusia pregunta qué tipo de hombre es Olli Mäki y si es realmente un hombre.

LGI.- La idea del filme es muy provocadora, ¿hay mucha intención en ello?

JK.- Sí y me alegro de que se dé cuenta, porque es una provocación, pero sutil. Toco con el dedo suavemente, pero toco con el dedo. Cuando estaba en la Escuela de Cine se hablaba mucho del éxito y de que en la Universidad tenías que ser el más exitoso. En esos años, el Primer Ministro de Finlandia empezó con lo de la ‘marca Finlandia’, era un promocionarnos constante. Cuando me encontré con Olli Mäki, me entendí mejor a mí mismo. El día más feliz de su vida fue el día de su mayor derrota.

“En EE.UU. no entienden la película, dicen que es antiamericana. Y en Rusia me preguntan si Olli Mäki es realmente un hombre”

LGI.- Así que el éxito no da la felicidad.

JK.- El éxito puede ser muy solitario. Todos esperan que el éxito traiga muchas cosas, pero… Si lo consigues entras en una dinámica en la que siempre tienes que ganar algo más grande. Es algo muy falso. Se busca el reconocimiento público y lo maleducado es decir: “Bueno ¿y qué?” Hay una enorme contradicción entre lo que la gente encuentra exitoso y lo que sientes en la vida privada realmente. Es un mundo muy hueco y crea adicción.

LGI.- ¿Cómo sería el mundo de cine si los creadores no pensaran tanto en el éxito?

JK.- Sería mucho más interesante, con pensamientos e ideas mucho más interesantes. Hay muchas cosas que no decimos porque pensamos que no está bien decirlas en voz alta. Hay gente que tiene miedo de ser ingenua por si puede parecer ñoño lo que hacen. Aunque no solo pasa en el mundo del cine, la gente calcula demasiado en el cine, incluso en el cine de arte y ensayo.

“El mundo del éxito puede llegar a ser muy solitario. Es un mundo muy hueco y que crea mucha adicción”

LGI.- Pues, calculando, ¿hacer una película como ésta, a contracorriente, no entraña mucho riesgo?

JK.- Pero yo quería volver a descubrir el placer de hacer cine, de juguetear con el cine que me gusta, porque veía que todo iba demasiado en serio. Quería seguir siendo honesto conmigo mismo. En la primera película uno se define como realizador, si uno ya empieza a mentir, luego no puede dejar de hacerlo.

LGI.- ¿Qué le gustaría que viera el público en su película?

JK.- Que la gente encuentre una razón para seguir siendo honesta con los pensamientos que le avergüenzan.

“En la primera película uno se define como realizador, si uno ya empieza a mentir, luego no puede dejar de hacerlo”

LGI.- Usted ha conocido a Olli Mäki, ¿qué destaca de él?

JK.- Es una buena persona. Está en contra de las normas establecidas. Que él pudiese decir que el día más feliz de su vida fue el que para otros fue una gran pérdida es mucho. Hacía cosas prohibidas, por ejemplo, sonreía en el ring. No quería dejar KO a nadie. Todo eso necesitaba de mucho valor, sobre todo porque la gente iba a ver otra cosa. No fue a las Olimpiadas de Roma en 1960, porque estaba en un sindicato comunista de clase obrera y no les dejaban ir. La mayoría se cambió de sindicato para ir, él, no.

LGI.- La película está ambientada en los años sesenta ¿la sociedad de la que habla es la de entonces o la de ahora?

JK.- La de ahora. Las ideas sobre el éxito pertenecen a hoy, es una perspectiva del siglo XXI. En los 60 había más contraste y era más fácil captar la idea.

LGI.- ¿Dentro de 50 años seguirá siendo igual?

JK.- Espero que vean todo esto como algo absurdo, espero que para entonces la gente sea mucho más sabia.

 

Dirección: JUHO KUOSMANEN. Guion: JUHO KUOSMANEN. Producción: JUSSI RANTAMÄKI. Fotografía: J-P PASSI. Montaje: JUSSI RAUTANIEMI. Reparto: JARKKO LAHTI, OONA AIROLA, EERO MILONOFF, JOANNA HAARTTI, ESKO BARQUERO, ELMA MILONOFF. Distirbuidora: SURTSEY FILMS. Estreno: 3 de febrero de 2017.

Puedes comprar tu entrada aquí.  

Deja tu comentario

Por favor, resuelve la siguiente operación y después deje el comentario: *