Los escritores más siniestros del cine

Woody Allen era un escritor neurótico en Annie Hall,  un novelista indiscreto en Desmontando a Harry, un escritor de gags para televisión en Manhattan… No todos los escritores de ficción del cine son tan divertidos, aunque sí hay algunos bastante neurasténicos. A propósito del estreno de El ladrón de palabrasen la que su protagonista vive una situación especial con su primera novela, recordamos a estos personajes.

La literatura ha dado al cine grandes historias y magníficos personajes, pero, además, ha sido en sí misma una singular fuente de inspiración para el séptimo arte. En muchas películas los escritores se han convertido en personajes principales y no todos han sido celebridades o novelistas de éxito. El séptimo arte está plagado de autores sin talento o bloqueados. Ahí está Grady Tripp (Michael Douglas), el profesor universitario de Jóvenes prodigiosos que no puede escribir, o Paul Benjamin (Willian Hurt), el autor que finalmente encuentra su historia en la vida del estanquero de su barrio (Smoke). A ellos se podrían añadir el atormentado guionista de Barton Fink o el de Adaptation. El ladrón de orquídeas o, por supuesto, el novelista de Misery, ese hombre que ha matado a su protagonista y se ha quedado sin inspiración, pero se ha ganado grandes enemigos.

También hay en el cine algunos escritores siniestros, aquí dejamos una pequeña muestra de ello:

‘El crepúsculo de los dioses’, Billy Wilder (1950)

La historia la cuenta el protagonista, el guionista Joe Gillis (William Holden), que está muerto. La película, uno de los clásicos de Billy Wilder, se incluyó en 1989 en la primera selección de títulos estadounidenses considerados dignos de ser preservados por el National Film Registry. Es una de las películas que siempre aparece en la lista de las cien mejores de la historia que realiza el American Films Institute.

‘La huella’, de Joseph Mankiewicz (1972)

Andrew Wyke (sir Laurence Olivier) es un escritor de novelas de intriga al que le apasionan las adivinanzas. Un día convoca en su casa al amante de su mujer, Milo Tindle (Michael Caine), propietario de una cadena de peluquerías, y le propone un juego turbio que se convertirá en una trampa diabólica. La película era una adaptación de la obra de teatro de Anthony Schaffer. En 2007 se hizo un ‘remake’ del filme, con Jude Law y, de nuevo, Michael Caine.

‘El resplandor’, Stanley Kubrick (1980)

Jack Nicholson encarnó magníficamente el mal en esta película de Kubrick, donde interpretaba a Jack Torrance, un escritor que se va con su familia al Hotel Overlöok, lugar que queda completamente aislado en invierno. Inspirado en la novela de Stephen King, el filme popularizó el uso de la ‘steadicam’. La película, que ha ido ganado fieles con el tiempo, fue elegida en Inglaterra como la segunda más aterradora de todos los tiempos después de El exorcista.

‘En la boca del miedo’, John Carpenter (1995)

Sutter Cane, un exitoso escritor de novelas de terror desaparece repentinamente. Al mismo tiempo algunos de sus fans se están volviendo violentos. El editor contrata a un detective para que encuentre al autor, pero en su investigación se complican las cosas y se convierte en personaje del último libro de Cane. Con el indiscutible sello de John Carpenter, el filme estaba  protagonizado por Sam Neil, Julie Carmen y Jürgen Prochnow.

1 comentario

  • Dulce dice:

    Mi favorito es Jack Torrance porque se vuelve loco jaja, me encanta su personaje y me gusta mucho cómo manejan a su personaje en El Resplandor, vi en hbo go la película y es mi favorita de terror, es perturbadora y Jack es el mejor villano del cine.

Leave a Comment

Por favor, resuelve la siguiente operación y después deje el comentario: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.