Cuando no hay música en el cine

Las bandas sonoras de las películas son uno de los elementos más atractivos de algunas producciones. Imposible pensar en Psicosis o Tiburón, por no mencionar muchísimas más, sin que vengan las notas de su música a la cabeza. Pero también hay excepciones, historia que lo que piden es justamente lo contrario, que no exista ni una sola nota en su metraje. Aquí te dejamos cinco títulos que no tienen banda sonora:

LOS PÁJAROS (Alfred Hitchcock, 1963)

 

NO ES PAÍS PARA VIEJOS (Joel y Ethan Coen, 2007)

 

CACHÉ (Michael Haneke, 2005)

 

CELEBRACIÓN (Thomas Vinterberg, 1998)

 

GRAVITY (Alfonso Cuarón, 2013)

 

 

Leave a Comment

Por favor, resuelve la siguiente operación y después deje el comentario: *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.