Jaime Rosales, experimentación y cine

Jaime Rosales se ha convertido en uno de los nombres indispensables del nuevo cine español. Autor absolutamente personal, en cada uno de los cinco largometrajes que ha firmado ha dado algún paso nuevo, ha experimentado con fórmulas narrativas diferentes, ha jugado con el espacio, el sonido, el tiempo… En Hermosa juventud, que ha estrenado en el Festival de Cine de Cannes, deja que la cámara se acerque más a sus personajes para hacer más fácil la aproximación del público a la realidad que vive la juventud en España hoy.

‘Las horas del día’ (2003)

Se hartó de ganar premios con su ópera prima. Premio FIPRESCI (de la crítica internacional) en la Quincena de Realizadores de Cannes, la película estaba protagonizada por Àlex Brendemühl. El actor encarnaba al dueño de una tienda de ropa, un tipo con una vida un poco aburrida, excepto por el pequeño detalle de que era un asesino en serie. Jaime Rosales mostraba en esta película lo difícil que era matar a otro ser humano. Ágata Roca, María Antonia Martínez y Pape Monsoriu estaban en el reparto.

‘La soledad’ (2007)

Goya a la Mejor Película, al Mejor Director y al Mejor Actor Revelación (José Luis Torrijo), la segunda película de Rosales sorprendió porque en ella el cineasta empleó la polivisión, es decir, la división de la pantalla en dos partes, desde las que mostraba diferentes puntos de vista de la misma escena. Estrenada en la sección Una Cierta Mirada del Festival de Cannes, La soledad mostraba en paralelo la vida de tres mujeres, todas ellas, madres.

‘Tiro en la cabeza’ (2008)

Es, sin duda, la película más polémica del cineasta. Basada en el asesinato de dos guardias civiles en Capbreton, el autor se dedicaba a seguir con la cámara a uno de los etarras que participó en el atentado. El sonido ambiente era el único que escuchaba el espectador, a quien nadie advertía sobre quién era el personaje al que estaba viendo. Ion Arrtexe, Iñigo Royo, Jaione Otxone y Ana Vila formaban el reparto de esta película, estrenada en el Festival de Cine de San Sebastián.

‘Sueño y silencio’ (2012)

Enric Rufas y Rosales volvían a encontrarse una vez más para escribir el guion de una película. En ésta, el director apostó por rodar en blanco y negro y con actores no profesionales. Estrenada en la Quincena de Realizadores de Cannes, era la historia de un accidente y de cómo éste cambiaba la vida de una familia. La espontaneidad era el objetivo del cineasta, que no quiso mostrar el guion a sus actores para alcanzar esa meta.

‘Hermosa juventud’ (2014)

Mención Especial de la Sección un Certain Regard de Cannes, la nueva película de Jaime Rosales es una decidida apuesta por el realismo, en la que descubre a dos magníficos actores jóvenes: Íngrid García-Jonsson y Carlos Rodríguez. Con este trabajo, el cineasta propone una reflexión sobre el paro juvenil en la España de hoy, sobre la desilusión y la desesperanza… Una reflexión que obliga a pensar en el tipo de país que estamos construyendo sobre estas demenciales circunstancias.

Leave a Comment

Por favor, resuelve la siguiente operación y después deje el comentario: *