Domingo, 21 Julio 2024
Reportajes

'El planeta de los caracoles' / "El amanecer solo llega tras la noche"

Young-Chan dice de sí mismo que es un caracol, porque, igual que estos animales, debe confiar en su sentido del tacto para comunicarse con el resto del mundo. A causa de una enfermedad infantil, perdió el oído y la vista y ahora solo puede relacionarse con lo que le rodea y con los demás a través del tacto. A pesar de las condiciones extremas en que vive este joven, El planeta de los caracoles no es una historia de superación, es una hermosa y alegre historia de amor. La película inaugura 'El documental del mes'.

La película, dirigida por Seung-Jun Yi, cuenta cómo es la vida de Young-Chan y de su mujer, Soon-Ho, que también sufre una discapacidad física. Ni ella ni su compañero se dejan limitar por sus problemas y buscan, y generalmente consiguen, una vida plena y feliz. Narrado con la voz del propio protagonista, El planeta de los caracoles comienza con unas hermosas imágenes de la pareja volando una cometa. A partir de ahí, el espectador entra en el día a día de Young-Chan y Soon-Ho, que viven en una casa, en un bloque de pisos enorme. Allí él lee el cuento Buscando a Blacky y hace algo de ejercicio en casa, mientras ella prepara la comida o recoge los platos. Pasean, cambian una bombilla o se reúnen con los amigos. Son dos personas que hacen una vida normal, a pesar de las dificultades que han tenido para llegar a conseguirlo. El momento clave de la película es el encuentro con los colegas de la pareja, donde otro joven ciego recuerda a Young-Chan cómo fue él quien le emparejó con Soon-Ho. “Yo envidio el amor que os tenéis”, les dice. A lo que siguen unas reflexiones del protagonista: “Acepta que estás solo y dilo” o “el amanecer solo llega tras la noche”. Poco a poco, el espectador se da cuenta de que esta pareja vive una comunión con la naturaleza excepcional, a la que la gran mayoría no llegará jamás. Su manera de comunicarse ha hecho que el sentido del tacto se amplifique para ellos, permitiéndoles una maravillosa percepción. El agua del mar, los árboles, la tierra… Young-Chan y Soon-Ho los abrazan, los tocan, hablan con ellos…

Un nombre clave en el género documental en Corea del Sur

El director Seung-Jun Yi es uno de los nombres más destacados del género documental hoy en Corea del Sur. Desde 1999 ha realizado más de una docena de documentales para diferentes canales de la televisión coreana. Su película Like wild flower – Two women 's story (2007) ha sido premiado por la asociación de productores y directores de su país. Dentro de su filmografía también destaca su primer largometraje documental Children of God (2008), sobre niños y niñas que viven en un crematorio en Nepal, proyectado en el Festival Hotdocs de Toronto en 2009. Con esta película, conquistó varios premios:
  • Mejor Largometraje Documental - IDFA, Amsterdam, 2011
  • Mejor Largometraje Documental -  Festival Antenna, Sydney 2012
  • Mejor Film Internacional – Docaviv, Tel Aviv, 2012
  • Mejor Documental Internacional  - Documenta Madrid, 2012
  • Mejor Documental - Festival It’s All True, Brasil, 2012
  • Mejor Largometraje del Mundo - Silverdocs, EUA, 2012

Dejar un comentario

Muchas gracias por su comentario. Tras pasar la aprobación su comentario será publicado.