Domingo, 21 Julio 2024
Entrevistas Estrenos

Guillaume Canet: “Tomar conciencia de mi egoísmo me llevó a escribir esta película”

‘PEQUEÑAS MENTIRAS PARA ESTAR JUNTOS’ / Guillaume Canet recupera los personajes de Pequeñas mentiras sin importancia siete años después con los mismos actores. www.cinesrenoir.com

Guillaume Canet retoma a los personajes de su película Pequeñas mentiras sin importancia siete años después en esta película, un reencuentro de la misma pandilla de amigos, pero en una situación completamente nueva. Los actores de la primera película repiten en ésta interpretando a aquellos personajes.

Las cosas han cambiado, uno de ellos ha muerto, algunos son padres o madres, entre ellos hay cierta distancia que todos quieren romper… así que deciden dar una sorpresa a Max y aparecen en su casa de la playa, donde han pasado tantas vacaciones juntos, para celebrar con él su sesenta aniversario.

“Hay un momento en que uno ya no tiene tiempo que perder y tiene ganas de decir la verdad”, asegura el director Guillaume Canet, que ha escrito el guion junto con Rodolphe Lauga. El actor François Cluzet lleva en esta película la voz cantante, hasta que todo el grupo de convierte en protagonista.

LA GRAN ILUSIÓN.- Han pasado siete años desde la anterior película, ¿por qué decidió retomar la historia?

GUILLAUME CANET.- Un amigo se mató en un accidente de moto el día del estreno de Pequeñas mentiras sin importancia. Yo estaba en la radio y fue un shock. No viví el éxito de la película, no lo aprecié y no quería saber nada de ella. Pero años después, por casualidad, la vi un día en la televisión y pensé en cómo sería el reencuentro. Entonces me di cuenta de que las relaciones con mis amigos ya no eran las mismas porque no teníamos las mismas prioridades ya en la vida. Hay un momento en que uno ya no tiene tiempo que perder y tiene ganas de decir la verdad.

“Me di cuenta de que las relaciones con mis amigos ya no eran las mismas porque no teníamos las mismas prioridades ya en la vida”

LGI.- ¿Con esta historia quiere reivindicar la fuerza del grupo, del colectivo?

GC.- Sí, nosotros necesitamos estar juntos para conseguir las cosas, porque los políticos…. Solo nosotros podemos cambiar las cosas si nos entendemos.

LGI.- ¿También es una apuesta por decir la verdad?

GC.- Con el tiempo la gente cambia y sabe qué es lo que es bueno para uno, hay que empezar a decir la verdad. Hay momentos en que tiene ganas de decir a algunos amigos que tu corazón te dice basta, además hay que protegerse de gente tóxica. Todo eso crea roces, pero hay que creer en el instinto. Es mejor crear roces que vivir una relación que uno no quiere vivir.

LGI.- Esta es una película generacional…

GC.- En la primera estaban menos maduros los personajes. Ahora han cambiado. Quería mostrar mi generación sin armaduras, en unas vacaciones.

“Hay que empezar a decir la verdad. Es mejor crear roces que vivir una relación que uno no quiere vivir”

LGI.- ¿Es muy importante el papel de la paternidad y maternidad en su generación?

GC.- Sí. Algunas personas necesitan un cambio para poder hacerse padres. Y nadie te enseña cómo ser un buen padre. Por eso es importante zanjar problemas personales. Si no sabes quién eres, no puedes ser buen padre o buena madre.

LGI.- Los personajes reflejan muchos tipos diferentes en esta sociedad, ¿por qué?

GC.- Era importante mostrar esas representaciones diferentes de la sociedad y mostrar que son distintos pero que se pueden tener puntos de interacción que nos unan. El personaje de Max (François Cluzet) en la primera película era insoportable, compraba a los amigos. Aquí está solo y se da cuenta de que tenía miedo de que le abandonaran. Por su forma de ser los ha perdido. Entiende que el dinero no es tan importante, solo saldrá adelante si encuentra la dignidad y un equilibrio en su vida.

LGI.- ¿Hay algo de usted en estos personajes?

GC.- La situación en la que se encuentra Max, el sentimiento de abandono por parte de sus amigos, yo la he vivido. Me alejé de mis amigos y luego les reprochaba que me habían abandonado, pero era yo el que no tenía tiempo para ellos. La toma de conciencia de mi egoísmo y egocentrismo me llevó a escribir esta película. No tenía derecho a reprocharles nada.

“La situación en la que se encuentra Max, el sentimiento de abandono por parte de sus amigos, yo la he vivido”

LGI.- ¿Siente nostalgia de otros tiempos?

GC.- No digo que haya que aferrarse a las cosas del pasado, pero es importante mirar hacia atrás con serenidad y zanjar los problemas personales. Ir atrás para solucionar los problemas del presente. Pero, sí, soy un nostálgico, me gusta la nostalgia.

LGI.- De algún modo, ¿estos personajes desprecian un poco la cultura de las apariencias?

GC.- Creo que sí. Es importante no radicalizarlo todo, no hay que fumar, no hay que beber… Sobre todo, lo que uno tiene que hacer es lo que quiera, ser uno mismo, no parecerse al que la sociedad quiere que seas. Eso me da miedo, lo importante es la diferencia. La diversidad es lo que más alimenta.

LGI.- Al final, ¿todo depende de la sinceridad de uno consigo mismo?

GC.- Así es. También necesitamos buenos amigos que puedan decirte que eres un gilipollas cuando lo seas. Hay que escuchar el instinto y no vivir queriendo solo agradar a los demás.

Dirección: GUILLAUME CANET. Guion: GUILLAUME CANET Y RODOLPHE LAUGA. Producción: ALAIN ATTAL. Fotografía: CHRISTOPHE OFFENSTEIN. Montaje: HERVÉ DE LUZE. Reparto: FRANÇOIS CLUZET, MARION COTILLARD, GILLES LELLOUCHE, LAURENT LAFITTE, BENOIT MAGIMEL, PASCALE ARBILLOT, VALÉRIE BONNETON, JOSÉ GARCÍA, JEAN DUJARDIN. Distribuidora: ACONTRACORRIENTE. Estreno: 8 de noviembre de 2019. Puedes comprar tu entrada aquí.

Dejar un comentario

Muchas gracias por su comentario. Tras pasar la aprobación su comentario será publicado.