Miércoles, 21 Febrero 2024
Estrenos Reportajes

Shira, entre el amor y el deber

‘LLENAR EL VACÍO’ / Rama Burshtein retrata las rígidas reglas de la comunidad jasídica en esta película, con la que la joven actriz Hadas Yaron conquistó la prestigiosa Copa Volpi en el Festival de Venecia. La película ganó seis premios de la Academia de Cine de Israel.

La guionista y directora Rama Burshtein ha dedicado prácticamente todo su trabajo a las relaciones entre hombres y mujeres y, habitualmente, desde el punto de vista de la comunidad judía ultra-ortodoxa. Ahora, en Llenar el vacío vuelve al mismo tema, esta vez con la historia de Shira, una joven de dieciocho años, a punto de casarse con un chico de su edad. La boda emociona a la chica, la pareja está realmente enamorada y entusiasmada con los preparativos, pero entonces sucede una desgracia. Esther, la hermana mayor de Shira, muere al dar a luz su primer hijo. La boda se pospone y los acontecimientos se precipitan. Proponen al viudo que se case con una viuda de Bélgica. La abuela del bebé recién nacido, temerosa de perder a su primera nieta, ofrece a su yerno que se case con su otra hija, Shira. Ahora ésta tiene que decidir entre su corazón y su deber dentro de la comunidad.
“En el mundo jasídico los padres hace propuestas de matrimonio, pero la joven pareja debe dar su acuerdo”
“En el mundo jasídico, en el que se ambienta el filme, los padres organizan propuestas de matrimonio a sus hijos, pero incluso así la joven pareja debe dar su acuerdo”, explica la directora, que cuenta cómo nació la idea de esta película. Un trabajo que “no tiene nada que ver con el debate religioso-secular, eso no me interesa demasiado”. “Creo que la película abre un pequeño agujero desde el que observar una historia minúscula que forma parte de un mundo complejo y muy especial. Por voluntad propia, evita cualquier comparación entre los dos mundos”, dice Rama Burshtein, que, justamente para evitar el debate religioso decidió rodar en Tel-Aviv.
“El paralelismo con las historias de Jane Austen es obvio, al transcurrir la historia en un mundo de reglas rígidas”
“La declaración se implica precisamente en esa noción de localizar el filme en Tel Aviv y no dar la más mínima importancia e ignorar la naturaleza secular de la localización. Es otra opción de Tel Aviv, seguramente menos conocida, pero que realmente existe. Yo vivo en Tel Aviv, pertenezco a la comunidad ultra-ortodoxa jasídica, una comunidad que ofrece una vida vibrante y plena. Convivimos pacíficamente con nuestros vecinos seglares. No interferimos en su vida y ellos no interfieren en la nuestra”. Llenar el vacío es, más allá de cuestiones políticas o religiosas, una historia que sucede en un mundo lleno de estrictas reglas. En eso, según la directora, su universo se asemeja mucho al de Jane Austen. “Adoro a Jane Austen. Es romántica, inteligente y con un gran sentido del humor. La leí de niña y he visto películas basadas en su obra. El paralelismo es también bastante obvio al transcurrir Llenar el vacío en un mundo en el que las reglas son claras y rígidas. Los personajes no buscan hacer estallar ese mundo, sino que intentan encontrar una manera de vivir en él. Llenar el vacío tiene cierto aire histórico, podría haber sucedido en Polonia o en Nueva York en el siglo pasado o en la época actual en Tel Aviv. Está, en cierta medida, aislado del mundo moderno y las complicaciones que forman la trama y su resolución tiene mucho en común con la forma en la que Jane Austen cuenta sus historias”.   Dirección: RAMA BURSHTEIN. Guion: RAMA BURSHTEIN. Producción: ASSAF AMIR. Fotografía: ASAF SUDRY. Montaje: SHARON ELOVIC. Música: YITZHAK AZULAY. Reparto: HADAS YARON, YIFTACH KLEIN, IRIT SHELEG, CHAIM SHARIR, RAZIA ISRAELY, HILA FELDMAN Y RENANA RAZ. Distribuidora: Surtsey Films. Estreno: 25 de julio de 2014.  

Dejar un comentario

Muchas gracias por su comentario. Tras pasar la aprobación su comentario será publicado.